jueves, 20 de octubre de 2011

En versión original

Hace poco hemos hablado, aunque someramente, sobre la lectura en versión original. También Isi nos proponía algunos títulos de nivel de inglés y, hace algo más, Carmina dedicaba una entrada a este mismo tema  


 Los libros en inglés van haciéndose  hueco en mi biblioteca


      Mis primeros acercamientos a la lectura en versión original fueron,  me imagino que como los de casi todos,  una forma de practicar el idioma. Mis primeros libros “de verdad” –no versiones adaptadas ni obras pensadas para el aprendizaje del idioma- los leí de la mano de Sergio, un profe que tuve (También me hacía ver pelis en V.O. pero sobre eso volveré en otra entrada). Comenzamos por Tales of the  unexpected , de Roald Dahl y The thirty-nine steps leyendolo en clase y comentándolo.

The Thin man, de Hammett, ya lo leí en casa, pertrechada con un diccionario. Cada vez que no sabía una palabra iba a buscarla; un auténtico rollo que me rompía  el ritmo de lectura. Decidí probar otra táctica e iba tomando nota de las palabras desconocidas para buscarlas al finalizar; otro desastre. Desde entonces, aplico el mismo sistema: mientras  sea capaz de deducir el significado por el contexto, obvio el diccionario.

Debería leer más en francés.
   To kill a mockingbird me costó más leerlo (según  Sergio  porque era mi primer libro de literatura ) aunque aún así,  no dudé en convertirlo en mi lectura de noche hasta terminarlo. Creo que mis siguiente libros en inglés fueron de Jane Austen -  con la llegada de la Fnac las posibilidades de conseguir libros se hizo mayor y Penguin dejó de ser  la única editorial factible.

     ¿Qué ventajas tiene leer en versión original? Pues además de la obvia –es una excelente forma de aprender un idioma – te permite descubrir matices que se pierden en la traducción, por buena que esta sea. Es cierto que  para poder captar esos matices  tienes que tener cierto dominio del idioma.y  para eso es necesario que leas. ¡Un círculo vicioso! pero merece la pena romperlo; así que lo mejor es seguir leyendo, hasta que llegue ese momento en que dejamos de estar pendientes del lenguaje para dejarnos llevar por la historia. 

  No leo tantos libros en inglés como quisiera, ¡aunque  que he aumentado su número -en lo que va de año seis, frente a uno o dos el año pasado- así que puede decirse que progreso adecuadamente.  No  me sucede lo  mismo con el frances; como me cuesta más, leo menos  y.... volvemos al círculo vicioso.

Y vosotros ¿en cuantos idiomas leéis?

Traigo al rincón musical a Amy Winehouse a la que tenía ganas hace tiempo de tener aquí.

21 comentarios:

Galtzagorri dijo...

Yo leo en castellano e inglés, y algo en euskera. Me gustaría leer más en inglés, pero no se por qué libro empezar... los de Roald Dahl me parecen una buena opción, o Harry Potter, que también es bastante facil... pero no me decido :(
También en clase de inglés leí varios libros que me gustaron. El que más, The Elephant Man. También leí The Thirty-nine steps, uno sobre escocia que no recuerdo el nombre, otro de cuentos de terror...
Besos de duende!

Carol dijo...

Te doy la razón en todo je je Cuando comencé me pasaba como a ti, de tanto mirar el diccionario y apuntar palabras me aburría pronto, pasé a deducir el significado de las palabras por el contexto y funcionó. Aunque aún me cuesta bastante, intento leer algo en inglés de vez en cuando, lo que pasa es que me cansa mucho más que leer en castellano, así que tardo bastante en volver a coger un libro en inglés. Bsos

Isi dijo...

Bueno, ya sabes que yo todavía no me atrevo con los libros "de verdad" y sigo con mis libritos de nivel, jeje, pero claro: todo esto tiene el objetivo de poder leer algún día libros normales.
Yo a veces sí que leo delante del ordenador para tardar dos microsegundos en buscar las palabras, pero claro, son pocas porque son estos libritos. Si fueran muchas, me pasaría como a ti, supongo.
Pues nada, a seguir practicando!!

Amando Carabias María dijo...

Aquí el zote del grupo. Sólo en castellano -¿sirve el castellano del siglo de Oro? :)- Quien suscribe sin las traducciones estaría perdido. Como tantos otros, soy (o me han hecho creer que lo soy) un negado con los idiomas.
Bueno, vale, leo algo en catalán, pero con muchas dificultades.

Homo libris dijo...

Yo la verdad es que sigo un poco tus pasos en cuanto a mis métodos de lectura. De ir buscando cada palabra en el diccionario a anotarlas y buscarlas después de cada capítulo puedo pasar a no buscar ni una mientras pueda deducirlas por el contexto.

Tengo pendiente desde hace tiempo leer Never cry wolf y va a ser una de mis lecturas otoñales. Lo cierto es que leo bastantes textos técnicos en inglés (son muy fáciles, para qué vamos a negarlo) pero muy poca literatura en versión original, mal que me pese. Azote me flagela repetidamente por ello y con toda la razón del mundo.

Por cierto, esta misma tarde he comprado una novela de Agatha Christie traducida al francés junto a otros librillos curiosos en una librería de viejo de Málaga. Asesinato en Mesopotamia, precisamente para Azote. Yo al francés no me atrevo a volver, aunque me gustaría leer a Verne o a Dumas, por ejemplo, en su idioma.

Un abrazo.

Carmina dijo...

Pues leer solo en castellano y en catalan, porque el frances se me ha oxidado tanto que ni me atrevo, y no tengo suficiente nivel de ingles ni para leer las adaptaciones, quizás algún día me ponga las pilas y me pertreche de diccionario para aquellos casos en que es imposible siquiera por contexto deducir el significado. He llegado a leer incluso adaptaciones en aleman, pero eso me queda lejisimo, y a lo que si me atrevo sin conocimiento del idioma es a leer en italiano... Pero reconozco que lo he hecho un par de veces y por el tema de captar matices. Por cierto gracias por nombrarme en tu entrada

Alice Silver dijo...

El año pasado leí a Simenon en francés y hace un poco más de tiempo a Agatha Christie. La verdad es que mi nivel es bastante mediocre y lo que hago es ojear las primeras páginas de los libros, si las entiendo más o menos, sigo adelante. Lo del diccionario es un rollo...

loquemeahorro dijo...

Qué casualidad, yo también leí "The thirty-nine steps" pero en versión adaptada (horrible versión adaptada).

De los nos adaptados creo que he leído uno, y siguiendo tu costumbre: Sin diccionario ni interrumpciones.

Ah, también tengo unas versiones bilingües de Bartleby El Escribiente, y alguno más, pero leía media hoja en inglés, y 5 enteras en español.

El método de Alice es el que recomendaba una profesora de inglés: Que te leyeras una hoja, y si no entendías más de 3 ó 4 palabras, pasaras.

Elena Rius dijo...

Como dices muy bien, con lo de leer en versión original es fácil caer en el círculo vicioso de que no lees porque te pierdes cosas, pero como no lees, nunca llegas a dominar la lengua. Mi consejo (fruto de muchos años de práctica: ahora leo sin problemas en inglés, francés y alemán) es atreverse. No importa que con el primer libro, y tal vez con el segundo, te tropieces todo el rato con palabras desconocidas. Si se persevera, se mejora a un ritmo acelerado. Otro truco es leer obras traducidas de otro idioma. Por ejemplo, si uno quiere leer en francés, es mejor empezar por un autor fácil (como Agatha Christie) traducido al francés que por uno que sea francés original. Las traducciones suelen simplificar el vocabulario y la sintaxis. ¡Ánimo, que si se vence la pereza inicial, vale mucho la pena!

Lady Boheme dijo...

A mí se me quitó el miedo a leer en inglés hace poco, con un libro de literatura infantil-juvenil. Y repetiré, el problema es que hay temporadas en las que el tiempo escasea, y necesito leer cosas que pueda terminar pronto. Si no tengo tiempo, y tardo mucho con un libro, me estreso.

Pero sí, creo que hay lanzarse a la piscina, y comprender por el contexto más que buscar las palabras. Yo no uso diccionario, pero bueno... jeje.

¡Besazos!

lammermoor dijo...

Hola, Galtzagorri Dahl está bien. Además son relatos así que puedes ir de uno en uno...
No leí The Elephant Man pero vi la película y lloré como una tonta.

Aquí serían besos de trasgu :)

Carol te entiendo y solía hacer lo mismo. Sin embargo en julio leí tres casi seguidos.

Isi seguro que en seguida podrás hacerlo. Y si, lo importante es practicar. Para dar el salto a la literatura "de verdad" puedes buscarte algún libro sencillo o que hayas leído en español.

Amando que no todos entiendes el Castellano del siglo de Oro. Creo que el problema de los españoles con los idiomas extranjeros son el doblaje total en cine y televisión y nuestro exacerbado sentido del ridículo.
Nunca es tarde así que ¿por qué no te animas?

Homo Libris durante bastante tiempo mis únicas lecturas en inglés (y alguno en francés) fueron artículos y libros profesionales que como bien dices nos resultan más asequibles.
Mucha gente recomienda a A.C. para iniciarse en la lectura en inglés porque es sencillo.
Ahora mismo estoy con un libro que te gustaría, creo, pero que me parece que me va a llevar su tiempecillo: Evolution for everyone, de David Sloan Wilson

lammermoor dijo...

Carmina también mi francés está oxidadísimo y precisamente por eso quiero "obligarme" a leer en ese idioma. Hay un librito precioso de Orsena:Le grammaire est une chanson douce, que se lee muy bien.
En catalán leo algún artículo profesional pero la verdad es que me cuesta muchísimo.
Leer en italiano ¡que suerte! Quiero atreverme a hacerlo y también en portugués pero aún no me he decidido.

Pues sí,Alice he proscrito el diccionario. He leído la primera página del libro de Malet que me dejaste y me he desmoralizado. NO sé si abandonar o ponerme a ello con calma ;)

¡Bartleby el escribiente, en inglés! A eso si que no me atrevo. Bilingüe tan solo tengo un libro de poesía inglesa que me regalaron. Bueno y puede que algún libro de latín :)

Elena tienes razón. Todo es cuestión de atreverse y perseverar. Así que voy a lanzarme y buscar algo para leer en portugués y también en italiano (Me encantaría aprender esos idiomas)

Lady Boheme un buen sistema puede ser buscar libros cortos -84, Charing Cross Road lo es- o de relatos. Así, como vas leyendo de uno en uno no tienes la sensación de que te eternizas con el libro.

Homo libris dijo...

Hummmm... tomo nota del título que me comentas. Tiene buena pinta.

¡Gracias! ;)

Natalia D. dijo...

A lo largo de mi vida he recibido clases de francés, inglés, ruso y catalán. Es decir, que intentarlo lo he intentado, pero los resultados han sido pésimos; tan malos, que no me siento capaz de leer un libro en ningún otro idioma que el castellano. Así que me dais una gran envidia aquellos que si podéis hacerlo.

Pablo dijo...

A veces leo libros en inglés de mis autores favoritos. Siento una conexión especial cuando lo hago, no sé por qué. En especial con los libros de Stephen King, los cuales disfruto tanto en español como en inglés.
Saludos :)

lammermoor dijo...

Homo Libris estoy con él y lo estoy disfrutando

Natalia D en ese caso, no insisto.
P.d: ¿Ruso? Nunca se me había ocurrido; a mi me apetece aprender italiano y portugués.

Hola Pablo estoy convencida de que leyendo en el idioma del autor, disfrutamos más su obra.
No he leído nada de Stephen King aunque sois muchos sus admiradores. Tendré que animarme :)

Ricardo dijo...

No es lo mismo un libro técnico, orientado a un gremio profesional determinado, que una obra de ficción. En cuanto a la profesión, al menos en la mía, priva el inglés y, te guste o no, es lo que hay; pero suele ser un inglés poco pretencioso, a menudo redactado por no anglosajones y aunque los conocimientos sean limitados suelen ser suficientes. La ficción es otra historia y ahí interviene el placer. Me gusta leer en las lenguas que domino ( catalán y castellano), aunque ocasionalmente leo en inglés, francés, italiano, portugués o gallego. Si hablas una o dos lenguas románicas, creo que puedes atreverte con el resto y salir más o menos airoso. Creo que hay que echarle morro y nada más. Si es un idioma que no domino me dejo de demasiadas sutilezas e intento leer deprisa para captar el sentido de lo que leo, más que para entender el significado de todas y cada una de las palabras. Cuanto menos use el diccionario mejor, pues no acabaría nunca.
Claro que también depende del autor. Hay autores digamos “difíciles” hasta para los nativos; así que no veas para los guiris. Pondré un ejemplo pero “al revés”. Imaginemos que un joven anglosajón se presenta en España con su flamante Beca Erasmus, muy contento con la oportunidad de disfrutar del sol, las tapitas, los vinitos y las juergas nocturnas. Pero como es un chico serio del norte de Europa, decide aprender castellano, y que mejor manera que leyendo a los autores nativos. Supongamos que paseando por la ciudad vieja, entra en una librería, se dirige a la sección de saldos y coge lo primero que ve; pongamos por caso, “Gárgoris y Hábidis”, de Sánchez-Dragó.
Estoy leyendo lo que acabo de escribir y sólo se me ocurre añadir: Jodeeeeer, vaya aterrizaje.
Un saludo y que no se me moleste nadie.

lammermoor dijo...

Ricardo tienes razón. Hay que decidirse y ponerse a ello aunque hay que buscar libros más "sencillos" para empezar. Estuve a punto de comprarme el último libro de Damasio en portugués (lo acababan de editar y aún no había salido en España) pero me pareció demasiada chulería. Prefiero empezar por algún libro de relatos o algo más sencillo o con menos páginas ;)

No puedo opinar sobre los libros d eSanchez Dragó porque es uno de esos casos en que mi antipatía por la persona me impide leer al escritor

Ricardo dijo...

Si hablas catalán tienes una cierta ventaja con el francés y con el italiano, pues muchas palabras son iguales o casi. Pero lo que está claro es que hay que lanzarse.
Hace algunos años alquilamos una casita rural en el Montseny, para pasar unos días de vacaciones, y en la libreria encontré el libro de Sánchez Dragó.
Sánchez Dragó me parece un tipo repulsivo, un pedante verborreico, reaccionario y maleducado; pero de Umbral opinaba más o menos lo mismo (con matices) y en cambio me parece un buen escritor. Leí algunas páginas sueltas y sólo puedo decir que mi conclusión es que Sánchez Dragó escribre igual que habla, al menos cuando lo hace en público. Umbral no, en mi humilde opnión.
Un saludo.

maribel dijo...

Hola Lammermoor buen tema de debate y muy propio para el otoño, lleno de buenas intenciones, jejeje.
Aunque la mayoría de mis lecturas son en castellano, los libros en versión original son siempre un reto. No es lo mismo leer al Bardo en el instituto,poesía, tragedias... para lo que el diccionario era esencial (ahora me parece imposible ver esos libros subrayados) que leer a Harry Potter, donde la imaginación rellena los huecos.
Otra cosa es leer sobre arte,museos, colecciones, guías turísticas...aquí me interesa leer en inglés, (alguna excepción en Francés), claro me ayuda conocer el artista, el periodo...
Puedo leer a Auster porque conozco toda su obra, aunque me queda probar un libro nuevo.
De los que trajimos de Usa, fácil los de historia, leyendas indias, pero cuando hablan de beisbol, no me entero de nada, jajaja.
Me pasa un poco como a Carol, que me cansa y a veces abandono, desde luego mi ratio es mucho peor que el tuyo.
Y tal y como dice Homolibris, los que nos tocan a nivel profesional, en mi caso en inglés, tienen menos mérito...

Como Isi también hay en mi biblioteca "libritos" de diferentes niveles, y un detalle, ahora con los ebook, lo del diccionario es un toque!!

Ayer en el metro, un señor bastante mayor tenía un libro en inglés lleno de subrayados, y me acordé de tu entrada, pensé "estará empezando", pero una segunda ojeada me dejó ver expresiones que yo sin diccionario....

En fin, que toca seguir aprendiendo, me gustaría leer a Pamuk o Marai, dos de mis favoritos, el turco me queda muy lejos, y el húngaro...

Os echo de menos, un fuerte abrazo ;-)

lammermoor dijo...

Ricardo de Umbral tampoco he leído nada, aunque en este caso no fue por prejuicios. ;)

Maribel una buena aportación esa que señalas. Cuando conocemos el tema, esto nos ayuda aunque no tengamos un dominio total sobre el idioma. Es un poco lo que me está pasando con Evolution for everyone.

Que conste que este año las lecturas en V.O. han sido más pero no fue algo que buscara premeditadamente.

Hay autores que te dan un poco de miedo porque piensas que no vas a entenderlos, pero como decían Elena y Ricardo. ¡Mejor leer sin miedo!

P.D: también os echamos de menos. A ver si en el 2012 tenemos suerte y conseguimos celebrar el segundo encuentro BIBanual.

Shakespeare & Cervantes

   Este año estamos de doble aniversario, se cumplen 400 años de la muerte de Shakesperare y Cervantes por lo que desde diferentes institu...