sábado, 6 de octubre de 2018

Sophie Hénaff, noir con sentido del humor

  Supe de Sophie Hénaff, por casualidad, al leer alguna noticia relacionada con ella y la Semana Negra de Gijón de 2017, a donde venía a presentar su segundo libro: Aviso de muerte (Rester groupes, es su título original)

  Me llamó la atención y decidí comprobar si en las bibliotecas tenían alguno de sus libros. Tuve suerte así que comencé por La brigada de Anne Capestan. (Poulets Grillés, en francés)  Y me gustó tanto que en cuanto tuve ocasión me puse con Aviso de Muerte 

    No se trata de una autora de novela negra al uso. Columnista en la revista Cosmopolitan, y humorista, antes de dar el salto a la novela negra aún tuvo tiempo de montar un bar.  Con estos antecedentes, podemos pensar que comparte con sus personajes la peculiaridad.
Sophie  Hénaff (foto sacada de internet)

  Anne Capestan es miembro de la policía judicial en París. Tras matar a un sospechoso es castigada y la ponen al frente de una brigada muy suí géneris ya que está compuesta por esos policías quemados que no quieren en otras brigadas:

  Evrad, una ludópata que trabajaba en la brigada contra el juego; Dax, un crack de la informática, completamente sonado por los golpes recibidos practicando el boxeo, Orsini, capitán alcoholizado; la capitana Rosiere,  quien  se ha hecho rica escribiendo guiones policíacos. El comandante Lebretón, exmiembro de asuntos internos con el que Anne había tenido algún tropiezo en el pasado.

 Otros personajes son Torrez,  al que consideran  (y se considera) gafe ya que sus compañeros mueren o terminan heridos. .Está también Lewitz, amante de los coches y que destroza practicamente todos los que conduce Orsini, quien filtra los casos a la prensa. En la segunda novela se incorpora un nuevo,poulet grillé - que está convencido de ser un auténtico mosquetero que estuvo al servicio de Luis XIII.

  Anne no solo tiene que lidiar con esta cuadrilla tan "heterogenea" sino que además los envían a una comisaría en la Rue des innocents, donde apenas disponen de algunas mesas descartadas de otras comisarías y algún que otro ordenador demasiado viejo . Por si eso no fuera suficiente, los ponen a revisar antiguos casos 

   Aunque en ambas novelas hay un caso que la brigada investiga y que, en mi opinión, Sophie Hénaff sabe desarrollar y resolver bastante bien, no es lo que destacaría como primordial. A mí lo que más me ha gustado son los personajes y la relación que se va estableciendo entre ellos, La propia autora dice en una entrevista que ella defiende la novela de personajes.

  Y por supuesto, el sentido del humor. Salvando las distancias me ha hecho pensar en Janet Evanovich,  poco conocida en España, cuyas novelas también están cargadas de humor y tiene unos personajes que, como los de Hénaff, consiguen atraparte. 

  Desde que descubrí a esta peculiar brigada con su capitana al frente, no he dejado de recomendarla y vuelvo a hacerlo ahora.  Mientras esperamos a que se publique la tercera novela (lSophie Hénaff pensaba hacer una trilogía y yo espero que sean muchos más) he releído este verano Rester groupés y me lo volví a pasar genial.


También parece que se va  a hacer una adaptación televisiva de "la brigada de Anne Capestan", aunque según confiesa  Hénaff, los guiones no tienen nada que ver con sus libros. Aún así, ojalá que la podamos ver en España.

  Por último quiero comentar que me gustan mucho más las portadas francesas que las españolas. Destilan ese sentido del humor que es la principal  característica de la autora.  Lo mismo podríamos decir sobre los títulos. Al fin y al cabo poulets grillés -pollos a la plancha, vendría a significar pollos (o polis) quemados.  

   Os dejo el enlace al blog de novela negra de El País que me descubrió a esta autora (y que también me ha servido para conocer a algún otro)

No hay comentarios: