miércoles, 1 de enero de 2014

Desde el principio...

Aunque el refrán diga que bien está lo que bien acaba (hace ya bastante tiempo dediqué una entrada a los finales )lo cierto es que la forma de empezar es muy importante. Algunos principios  de libros se han hecho tan famosos que incluso hay quien los conoce a pesar de no haber leído la obra. 






IT IS A TRUTH universally acknowledged, that a single man in possesion of a good fortune, must be in want of a wife.
(Austen, Jane: Pride and prejudice)

Cuando Gregor Samsa se despertó una mañana después de un sueño intranquilo, se encontró sobre su cama convertido  en un monstruoso insecto. (…)
(Kafka, Frank:La metamorfosis)

Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento el coronel Aureliano Buendía había de recordar aquella tarde remota en que su padre lo llevó a conocer el hielo. (…)
(García Marquez, Gabriel: Cien años de soledad)

La heroica ciudad dormía la siesta . (… )
(Clarín, Leopoldo Alas:  La regenta)

En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor. (…)
(Cervantes, Miguel de: El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha)


Hay otros principios que sin ser universalmente conocidos, por el motivo que sea, nos  atrapan. Eso me sucedió en estos dos casos;
A los diez años, dormía al lado de un ataúd que Padre le regaló a Abuela cuando cumplió setenta y tres años. Nos prohíbía que lo llamásemos “ataúd” e insistía en que lo denominásemos shou mu,  que viene a significar algo así como “caja de longevidad”
(Wenguang Huang: El pequeño guardia rojo 

  La exploración polar es la forma más radical y al mismo tiempo más solitaria de pasarlo mal que se ha concebido.
( Cherry-Garrad, Apsley: El peor viaje del mundo)


¿Se os ocurre algún otro principio famoso? Además, seguro que os ha sucedido como a mí y ha habido casos en que no habéis podido resistiros ante un determinado inicio de libro.

El rincón musical  es un poco cotilla y quiere saber What are you doing New Year's Eve

7 comentarios:

Mariuca BOLAÑOS dijo...

Soy una verdadera "amante" de los buenos inicios. Hace algún tiempo escribí un post hablando precisamente de eso, así que ahora no los repito, pero si decirte que los buenos principios son los que me han mantenido en lecturas que después no parecían tan buenas.
Un saludo.

Susana Hernández dijo...

Me encantan todos esos incios que has puesto, y los comparto, en mi caso te diré que el de El pequeño guardia rojo, me pareció excelente y también se ha quedado entre los "míos".
Añadir, añadiría 2, uno de un clásico de siempre:
"Yo tenía una granja en África, al pie de las colinas de Ngong..." De memorias de África, que no dice nada especial pero ... qué se yo ...

Otro reciente, el último libro de Rosa Montero, su arranque si que dice todo:

“Como no he tenido hijos, lo más importante que me ha sucedido en la vida son mis muertos...”

Menos mal que no he tenido que pensar mucho para esto jejeje que los principios siempre me cuestan un poco ¡Feliz 2014!

Homo libris dijo...

La verdad es que los comienzos de muchas historias se vuelven tan inolvidables que quedan grabados en nuestra memoria de forma indeleble. Además, son los que nos "enganchan" para seguir leyendo, así que siempre gusta recordarlos cuando lo hicieron tan bien.

Bueno, yo os dejo por aquí una vieja, vieja entrada (a este paso todas terminarán siéndolo :() de mi blog:

http://homolibris.blogspot.com/2009/05/erase-que-se-era.html

Un abrazo.

R. dijo...

A ver... Comparto el inicio de El extranjero, de Camus:

Hoy ha muerto mamá. O quizá ayer. No lo sé. Recibí un telegrama del asilo: «Falleció su madre. Entierro mañana. Sentidas condolencias.» Pero no quiere decir nada. Quizá haya sido ayer.

Abrazos,
R.

lammermoor dijo...

Mariuca he intentado localizar tu entrada pero no lo conseguí. ¿me puedes dar el enlace?

P.D. tengo que actualizar el blogcindario e incluir tu blog y algún otro.

Susana ese es otro clásico que incluso yo, que no leí la novela -ni vi la película- me lo conozco.
El pequeño guardia rojo es ... una delicia :)

Hola, Homo Libris tengo que repasar tu entrada, en la que si no me equivoco mencionas también el principio de Él nombre de la rosa .
Un beso y aunque tus "viejas, viejas" entradas siguen siendo interesantes nos alegrará encontrarnos con alguna "nueva, nueva"

¡Qué te traigan muchas cosas los reyes1

R cuanto tiempo sin verte por aquí. Pues mira, precisamente pensaba si editar la entrada para incluir ese principio. Ahora ya no tengo que hacerlo :)
Un abrazo transoceánico.

bibliobulimica dijo...

Hablando de sabérselos a pesar de no haber leído la obra, aquí está el inicio de la Ilíada:
"Canta, oh diosa, la cólera del Pelida Aquiles; cólera funesta que causó infinitos males a los aqueos y precipitó al Hades muchas almas valerosas de héroes, a quienes hizo presa de perros y pasto de aves cumplíase la voluntad de Zeus desde que se separaron disputando el Atrida, rey de hombres, y el divino Aquiles."

Y de los que si he leído, aquí está el comienzo de Pedro Páramo:
"Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre, un tal Pedro Páramo. Mi madre me lo dijo. Y yo le prometí que vendría a verlo en cuanto ella muriera. Le apreté sus manos en señal de que lo haría, pues ella estaba por morirse y yo en un plan de prometerlo todo. "No dejes de ir a visitarlo -me recomendó. Se llama de este modo y de este otro. Estoy segura de que le dar gusto conocerte." Entonces no pude hacer otra cosa sino decirle que así lo haría, y de tanto decírselo se lo seguí diciendo aun después de que a mis manos les costó trabajo zafarse de sus manos muertas."

lammermoor dijo...

Uy, Ale. Has citado dos principios de dos obras que tengo pendientes hace... La Iliada la leí en una versión supongo que reducida en el instituto y hace años que la quiero leer pero no encuentro el momento (¿Quizás este año?)

Y a Pedro Páramo lo tengo al pobrecito en la estantería de libros para leer hace .... lo empecé y aunque llegamos a Comala, lo dejé allí, abandonado a su suerte

Un beso

Shakespeare & Cervantes

   Este año estamos de doble aniversario, se cumplen 400 años de la muerte de Shakesperare y Cervantes por lo que desde diferentes institu...