jueves, 11 de noviembre de 2010

En Navidad regale libros

(Ya sé que es un poco pronto para pensar en la Navidad pero mejor tomarnos las cosas con calma y buscar el regalo adecuado para cada uno)
El otro día curioseando en la página de Nórdica ediciones encontré su propuesta Vinos y libros y pensé en contároslo además de hacer mi propia versión de cara a los regalos navideños: mermeladas (hechas por mí) y libros.
Hoy Teresa nos hacía su particular selección de libros para regalar (o leer) en estas fiestas que se avecinan. Me ha gustado tanto su idea -una propuesta personal y alejada de los "más vendidos" con que nos flagelan periódicos y librerías- que no solo se la copio sino que además os invito a que hagáis vuestras sugerencias.

Comienzo con el libro de Stevenson, El extraño caso del doctor Jekill y Mister Hyde. Nórdica acaba de publicar una versión ilustrada y lo barajo como posible regalo (junto con unas mermeladas de tomate y melocotón con jengibre)

Sigo con Oscar Wilde y El retrato de Dorian Gray, uno de mis libros preferidos y cuya lectura no me canso de recomendar.

Las uvas de la ira, de Steinbeck. ¡Impresionante!

Cuatro Hermanas, de Jetta Carletton. De las lecturas que mas me han gustado este año. Desde la forma en que estructura la historia a como dibuja los personajes; tan reales y tan humanos, con sus luces y sus sombras.

El palacio azul de los ingenieros belgas, de Fulgencio Argüelles, en editorial Acantilado. Nalo, el protagonista, dice que un instante se rompe y se transforma en muchos instantes. Pues así es este libro, muchos a la vez. Es la historia de un niño que se hace jardinero y aprende a amar las plantas y la belleza, del nacimiento del primer amor, de la gestación de la revolución de octubre de (19)34 en Asturias, del amor por la literatura, de...

Ahora que están de moda los libros sobre la guerra civil o la postguerra, es bueno recordar a Dulce Chacón y su Cielos de Barro.

Lorenzo Silva no se refiere a esta guerra sino a la de Marruecos en uno de sus, para mí, mejores libros. El nombre de los nuestros

Muy interesante es En busca de Spinoza, de Antonio Damasio. En él se mezclan neurología, filosofía e historia de una forma amena y asequible

Del mismo autor Y el cerebro creó al hombre. ( Me lo autorregalaré por mi santo)

Un libro muy, muy divertido es Delicioso suicidio en grupo de Arto Paasilinna. A pesar de su título es un canto a la vida.

Incluso quienes no suelen leer biografías, hacen una excepción con Vida de Charlotte Brönte, de Elisabeth Gaskell.

Siendo amante del género negro no puedo dejar de incluir alguna novela de este tipo (¡ninguna nórdica!).
Las novelas de Domingo Villar -Ojos de agua y La Playa de los ahogados. Un valor seguro; todas las veces que las he prestado (han sido muchas) y recomendado (más aún) han gustado.

Para acabar un clásico del género aunque de las obras menos citadas. La maldición de los Dain de Dashiell Hammett.



El rincón musical también nos trae su anticipo navideño: George Michael y Last Cristhmas

25 comentarios:

La prima de Audrey dijo...

Gracias por el enlace al extracto publicado en mi blog de la obra que recomiendas. Yo no aborrezco la biografía. Es más: no aborrezco absolutamente ninguno de los géneros literarios ni ninguno de sus subgéneros pero sí es cierto que lo que más leo es novela, cuento y poesía y muy, muy poca y muy seleccionada biografía.
Espero que a tí también te correspondan los Reyes magos con buena literatura. Saludos

Isi dijo...

Bueno, pero qué adelantadas estáis Teresa y tú!! Creo que el ver adornos y turrones en los supermercados desde hace un mes nos está trastocando.... jajaja.
Yo siempre regalo libros en navidad y suelo acertar, porque hay que tener en cuenta de que no los vamos a leer nosotros (o sí, porque los robaremos a amigos y familiares jijiji). Suelo regalar alguno que haya leído y que me recuerde en su momento a la persona a la que se lo regalo.
Por ejemplo, acabo de terminar de audioleer el regalo de mi hermana, y mi padre se acaba de comprar el que yo le compraré a una de mis amigas.
Entonces los que proponéis sólo me sirven para mi lista, no para regalar jijiji. ¡¡así que muy mal!!

Lo que yo haré será una lista con los que más me han gustado (coincidiremos con Cuatro hermanas).

Isi dijo...

Anda, no me había dado cuenta de Las uvas de la ira: ese no me lo apunto, que ya lo leí ;)

loquemeahorro dijo...

Qué buena idea unir comida y libros, sobre todo esas mermeladas que tienen tan buena pinta, además cada día que pasa, oigo alguna propiedad beneficiosa nueva del gengíbre.

De los libros que mencionas he leído pocos (Dorian Gray y Delicioso...), pero los recomiendo todos, sobre todo el que tú me recomendaste y ha sido uno de mis grandes amores del 2010, como ya sabes, Cuatro Hermanas.

Otro de mis amores recientes: "La prima Bette" de Balzac y a puntito de terminar "Anna Karenina" diré que es como comer en un restaurante de esos caros, de toda la vida, es casi imposible que con esa materia prima y esos cocineros tan experimentados, te decepcione.

Ah, La prima Bette no decepciona, pero no tiene nada de "toda la vida", resulta más bien comida de autor, muy-muy elaborada y con unos ingredientes y recetas que piensas "No podría hacer yo esto en la vida".

lammermoor dijo...

Hola, Prima de Audrey; he corregido la entrada. La verdad es que la biografía de Charlotte Brönte (que precisamente fue un regalo de Reyes) es muy buena.

Isi pensaba hacer mi especial cesta de navidad un poco más adelante pero, miralo de esta forma. Así se puede ir comprando sin agobios ni prisas de última hora.

Hace poco estuve viendo algunos libros, que me parecieron preciosos y buenas ideas para regalar.

Espero que a tu hermana no le regales el libro de Angela Becerra ;)

Loque la prima Bette y Anna Karenina tendré que dejarlos para cuando mi pila de pendientes sea tan solo una pilita.

Isi dijo...

Loque: desde que fuiste a NY hablas muy raro... como gastronómicamente... Me cuesta entenderte, de verdad.
Es que los que habéis estado en NY...

Isi dijo...

no no noooooo
Antes odiaba a mi hermana (celos, cuando éramos pequeñas), pero ahora no; así que no le haría eso, ni por los viejos tiempos jejeje.
He audioleído uno de Gioconda Belli (porque lo recomendaba Ale) y me ha encantado.

Amando Carabias María dijo...

Creo que yo añadiría, "La noche de los tiempos" de Antonio Muñoz Molina y alguno de Miguel Delibes, ¿"El Hereje"?

lammermoor dijo...

Isi sobre lo de su lenguaje gastronómico que nos explique Loque.
Esta bien eso de "por los viejos tiempos". No me cuadraba que después de una reseña tan rabiosa, quisieras regalarlo a tu hermana.Tengo que probar los audiolibros.

Amando añade, añade. La noche de los tiempos lo pediré a los reyes; a ver si me lo traen.
Me parece genial que incluyas a Delibes;acabo de enviar un paquete con tres libros suyos: Cinco horas con Mario, El Camino y La hoja roja.

Carmina dijo...

Un buen post, he leido algunos de los titulos y otros los tengo pendientes, no se si regalaré libros estas navidades, pero tendré en cuenta la lista

loquemeahorro dijo...

Pues no sé qué explicar, pero no me diréis que no venía a cuento unir libros y mermelada y libros y restaurantes. ¿No? ¡Cáchis!

En todo caso, os recomiendo ambos vivamente, aunque viniendo aquí, estaba leyendo como se describe (magistralmente) la desesperación total y esos momentos en que parece que odias a todo el mundo.

Tan bien descrito está, que ahora estoy a punto de empezar a gritar lo de Kía mi kimono por los pasillos.

Hilario dijo...

Gracias por los consejos. Algunos irán a parar a mi carta a los Reyes Magos.
Un saludo.

masteatro dijo...

El de "cuatro hermanas" lo tengo pendiente, a ver si cae pronto.

Yo recomendaría la autobiografía del gran Adolfo Marsillach "Tan lejos tan cerca" escrita con gran sentido del humor y ternura.

lammermoor dijo...

Carmina siempre puedes "autorregalarte" alguno.
Una lista así, en general, sin pensar en alguien concreto, es bastante dificil de hacer. Al menos, me lo pareció. Elegí libros que me gustan pero que no "suenan" demasiado.

Loque admitimos pulpo como animal de compañía. Si hablamos de vinos, mermeladas y libros también podemos hacerlo de restaurantes.


Hilario que no te engañe el título de Cuatro Hermanas; en absoluto es pasteloso o un libro "para chicas"

Masteatro a una amante como tu del teatro y por asociación de ideas, te recomendaría la autobiografía de Arthur Miller.

bibliobulimica dijo...

Lammermoor:
llego tardísimo (oh destino cruel ¿es que acabarán los quehaceres conmigo?) pero me ha encantado la idea...yo no he hecho una mermelada en mi vida. Bueno, si he hecho pero solo de fresa. He querido intentar con la de tomate verde (ese que tiene cáscara) porque es lo que comercializa mi señor marido pero se ha quedado solo en intenciones...estoy por probar una receta para deshidratar tomates.
El jengibre ¡buenísimo! como dice Loque, tiene muchas propiedades curativas...los hindúes dicen que son de la triada curativa (los otros dos son ajo y cebolla).
corto por si viene la nave nodriza

bibliobulimica dijo...

lo de hacer canastas con libros (y algún otro elemento gourmet) está fabuloso. Me gustan los libros que mencionas, me apunto varios, no sólo de los recomendados por tí, sino por todos los demás. ¡Ayyyy! que el plan infinito crece sin medida con estas entradas.
Un beso fuerte,
Ale.

Teresa dijo...

Me ha encantado tu cesta de Navidad, pero me tengo que apuntar un montón de libros que me apetecen mucho. Algunos ya los tengo comprados y la lista de pendientes crece y crece jejej.
De las mermeladas no sé ni que decir pero me ha encantado la idea, te la copio.
Ya estoy preparando los regalos para mis hijos y va de todo esto.
Un abrazo
Teresa

Alice Silver dijo...

Melocotón con jenjibre! eso tengo que probarlo. Y el resto de libros, ¿qué mermelada llevan?
La verdad es que es una idea genial.

Homo libris dijo...

Vuestras entradas, Lammermoor y Teresa, hacen crecer la lista del Plan Infinito pero dan muchas ideas para estas próximas fechas. Yo siempre intento regalar libros (a menos que sepa que no van a ser usados nunca) y siempre, siempre, pido que de regalarme algo sea un libro (otra cosa es que me hagan caso :D).

Tomo buena nota de las sugerencias y, posiblemente, pase de nuevo para comentar con tiempo. ;)

Un beso

lammermoor dijo...

Ale no llegas tarde; que a la Navidad aún le falta :)
De fresa también la hago; la última fue de manzana y arándanos, que tenía por casa.
¡Has de pasarme la receta para deshidratar los tomates!

Volviendo a temas más literarios, he procurado no incluir los que citaba Teresa. ¡Hubiera añadido más!

Teresa he tenido que volver a ponerme orden de alejamiento de las librerías. Se me acumulan los libros por leer.
Yo también he apuntado unos cuantos de tu lista.

Alicia pues mira tengo que pensarlo. Qué ya tengo un par de títulos pensados para dos personas; ahora tengo que elegir las mermeladas.

El jengibre le da un toque especial a la mermelada. También tengo una receta a las cuatro especias pero aún no la probé

Homo libris aunque no solo de libros vive el hombre (o la mujer) y me gusta que me regalen también otras cosas, un libro nunca debe faltar.

Ricardo dijo...

Lammermoor, me parece estupenda tanto la selección de Teresa como la tuya. Los libros que conozco me han gustado todos y los que no he leído acabrán cayendo.
Con vuestro permiso, voy a permitirme hacer mis propias sugerencias literarias y aprovecharé para añadir un buen jamón a esa cesta navideña. Ahí van:
Tierra, tierra (Sandor Marai), El olvido que seremos (Héctor Abad Faciolince),Las hermanas Grimes (Richard Yates), La mirada del observador (Marc Behm), Fouché (S. Zweig), Jazz (Toni Morrison), La trilogia de Deptford (Robertson Davies), El despertar (Kate Chopin),y ya que estamos con Kate Chopin, recomendaría la Antología del cuento norteamericano (selección de Richard Ford, Galaxia Gutenberg), donde -entre otras joyas- se encuentra Historia de una hora,de dicha autora, una pequeña maravilla en sólo tres páginas.
Un saludo.

Teresa dijo...

Madre mía, Ricardo nos ofrece otro montón de libros, no conozco casi ninguno, así que sigo apuntando.
Es curioso cuanto más leo menos conozco, curioso.
Un saludo
Teresa

lammermoor dijo...

Ricardo sin permiso. Tomo nota de tus propuestas de las cuales El olvido que seremos estaba ya incluído en mi plan infinito.
A este paso, mi lista de pendientes (en casa) no bajará. :(

P.D: lo de incluir un jamón en la cesta no está nada mal. También pondría un poco de foie y un buen cava.


Teresa me pasa lo mismo que a tí. Cada vez descubro más autores y libros.

Ricardo dijo...

Unas tostaditas con mermelada y un café con leche para desayunar. Al mediodía un poco de jamón acompañado de un vinito, justo antes de pasar al cocido. Y después de estar todo el día currando, no vamos a ponernos a cocinar; pues nada, una cena fría a base de foie y quesos, regadita con un buen cava.
(Al dia siguiente verdura)
A veces creo que la literatura no es más que una excusa para acabar hablando de comida.
PD : Como dicen Teresa y Lammermoor, cuanto más leo más cuenta me doy de lo mucho que me queda por leer.
Saludos.

lammermoor dijo...

Ricardo el gastronómico es otro placer. ;)

Shakespeare & Cervantes

   Este año estamos de doble aniversario, se cumplen 400 años de la muerte de Shakesperare y Cervantes por lo que desde diferentes institu...