lunes, 13 de abril de 2009

La Dama de Corazones

Pensaba retomar el blog hablando de otro asunto pero, dado que el sábado falleció Corín Tellado, se me ocurrió dedicarle esta primera entrada. Estos días están saliendo muchos artículos periodísticos sobre ella: Se dice que ha sido la autora de habla hispana más leída después de Cervantes. También se ha mencionado que hubiera sido digna receptora del Principe de Asturias de Las Letras. Se ha vuelto a abrir el debate sobre la oposición literatura popular/literatura de élite (escritores como Francisco Umbral, Guillermo Cabrera Infante o Vargas Llosa defendieron su calidad como escritora).
Confieso sin ningún rubor que fuí lectora de sus novelas, aunque me gustaban más las de Marcial Lafuente Estefanía, que leía por la misma época; calculo que tendría entre 10 y 12 años. En TODAS las novelas de ambos autores, el mozín era alto (en las de Marcial Lafuente Estefanía, solía ser, además, Marshall). La pareja protagonista siempre se conocía en la primera página y por supuesto, después de muchas vicisitudes, terminaban juntos y enamorados. La verdad es que casi me acuerdo mejor de las de vaqueros que de las otras -posiblemente leí más de éstas.
Cuando era pequeña solía pasar temporadas en casa de mi tía T, la misma que me llamaba Lammermoor (Maite, aquí tienes la respuesta al por qué había elegido este nick). Ella leía estas novelas y cuando estaba en su casa, yo también (las de vaqueros, incluso las leí de vez en cuando, bastante después). En los soportales de la Plaza de Abastos de A, apenas a doscientos metros de su casa, había una señora con un puesto en el que podías cambiar las novelas ya leídas por otras, pagando una pequeña cantidad -una especie de alquiler. Más de una vez, acompañé a mi tía a hacer la permuta. Al enterarme de la muerte de Corín Tellado, he vuelto a recordar aquella época.

Estaba claro que para el rincón musical de hoy tenía que buscar un tema relacionado con el amor. La canción que me vino a la mente es All you need is love, de los Beatles. ¿Os parece una buena elección?

(Acabo de darme cuenta de que, sin querer, he inaugurado una de las dos nuevas secciones del blog: la dedicada a los autores asturianos. Porque, guapinos, podremos discutir sobre la calidad de su obra pero no podemos negar su profesionalidad ni su asturianía)

8 comentarios:

Anónimo dijo...

La muerte de Corín Tellado también evocó en mi recuerdos muy similares (yo también tenía una tía T. Siempre me sorpreendió que autores como Vargas Llosas, uno de mis preferidos, pudiera defender a esta escritora. Quizás era que siendo niñas no reconocíamos la calidad de sus novelas? Yo nunca he releído ninguna, por supuesto y creo que no lo haré.
Este es un buen debate
LESCAUT

lammermoor dijo...

Puede que vaya siendo hora de tratar el tema que Kinsky había dejado pendiente: los prejuicios en la literatura.´

Victoria dijo...

Yo también recuerdo haber leído un par de sus novelas, siempre a escondidas y durante las clases del primer año de Instituto. Las leíamos mi compañera y yo poniendo el libro en las rodillas, mientras el profesor explicaba. No sabría decir si eran buenas o malas, a nosotras nos gustaban porque se suponía que no podíamos leerlas, en mi caso no solo por el contenido (ya ves tú!) sino porque a mi madre le repateaban, razón de más para que a mí me gustaran. Además, nos veíamos ya en brazos de hombres rudos y fuertes, apasionados.... cuando todavía creíamos en que existían dichos especímenes. ¡Dulce ilusión!

Ismael dijo...

Pues sobre Corín Tellado no puedo opinar, ya que no leía sus novelas, pero sí sobre los prejuicios... ¿Hay que leer de todo, tenga calidad o no la tenga? Yo diría que no. Hay que educar el gusto, y esto vale para todo tipo de arte: música, cine, literatura... Eso no quiere decir que Corín Tellado no tenga calidad en su género, que muy probablemente la tenga, y por ello merezca la pena su lectura.
En mi opinión, hay que saber distinguir lo bueno y lo malo, no leyendo absolutamente todo lo que se nos ponga delante, sino partiendo de una educación literaria, que debe ir formando el gusto desde pequeños. Educación que puede, y debe, incluir todos los géneros, desde el Comic a los Premios Nobel, cada uno en su sitio particular.

Por cierto, nosotros también creíamos que existían las chicas de las revistas... ;-)

Ismael

lammermoor dijo...

Ismael, estamos de acuerdo en que hay que saber distinguir lo bueno de lo malo; pero precisamente forma parte de la educación literaria, el leer de todo -bueno y malo, frívolo y serio- porque es a base de lecturas de todo tipo como vamos educando el paladar lector y aprendiendo a discriminar el grano de la paja.

charogf dijo...

No he leido nada de Corin Tellado, pero soy una fervientisima defensora de la novela rosa. a mi me ha deparado unos ratos estupendos, de entretenimiento y evasion. Claro que como en todo, las hay buenas e infumables. Como la gran Corin Tellado escribió miles y vendió millones, no me cabe duda de que era buena, y espero impaciente que con su muerte reediten sus novelas para hacerme con algunas.

leox dijo...

Mi grado de hiper-lector llega a tanto que hace un tiempo cree un blog donde reseñaba estas novelas de vaqueros , ciencia ficción y terror llamadas bolsilibros. De todos me quedo con Lou Carrigan . Un hombre que semanalmente escribía contra viento y marea. Un español humilde y admirado por muchos.
Una vieja reseña aquí http://encontretuslibros.blogspot.com/2007/12/baby-en-marruecos.html


Pd.: El placer de la lectura en las mañanas de Domingos es compartido.

lammermoor dijo...

Leox, me siento halagada por tu visita a mi blog. Tras visitar la dirección que citas, acabo de darme cuenta que tu bolsi&pulp fue uno de los blogs que visité tras la muerte de Corín Tellado. ¡NO te había asociado!
Sigo tus comentarios en Discreto Lector y me llamó especialmente la atención tu mención a la literatura popular (tan denostada por algunos pero tan necesaria).
Espero que de vez en cuando sigas pasando por aquí y que bien en el tuyo o en este blog podamos seguir intercambiando opiniones y "secretos" lectores.